Seleccionar página

En sentencia de febrero de 2012, el Consejo de Estado se ha pronunciado respecto de la posibilidad de ejercer el derecho de petición ante la demora en la resolución de una solicitud de nulidad en un proceso.

Se trata de sentencia Radicación número: 11001-03-15-000-2011-01664-00(AC) de la sección quinta del Consejo de Estado, sala de lo Contencioso Administrativo.

En ella, una entidad pública interpone acción de tutela conforme lo siguiente:

“El Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario, en adelante INPEC, ejerció acción de tutela contra la Consejera de Estado, Dra. Carmen Teresa Ortiz de Rodríguez, con el fin de obtener la protección de sus derechos fundamentales de petición y debido proceso, que estima vulnerados porque la accionada: i) no ha contestado los oficios que radicó el INPEC en la Secretaría General de esta Corporación, en los que solicitó la nulidad del fallo de tutela de 9 de diciembre de 2010, proferido por la Sección Segunda, Subsección A, del Consejo de Estado, dictado en el expediente de tutela N° 11001031500020100139800 que Pedro Nel Ramírez Pinzón presentó contra el Tribunal Administrativo de Cundinamarca, el Juzgado 23 Administrativo del Circuito de Bogotá y el Juzgado 27 Administrativo del Circuito de Bogotá y, ii) no ha dictado fallo de segunda instancia dentro de ese proceso.” (citado de la sentencia)

El proceso original tenía que ver con una acción de nulidad y restablecimiento del derecho contra el INPEC. Como se ve, esta sentencia tienen que ver con un otra acción de tutela, en el marco de cuyo trámite se inicia una nueva acción, puesto que de la misma no se ha dictado sentencia de segunda instancia.

Más allá de la discusión sobre el ejercicio de acción de tutela dentro de acción de tutela, el asunto es este: que en un proceso el trámite no se aplica el Código Contencioso Administrativo, en la parte relativa a derechos de petición.

En el caso sub examine, el accionante planteó a título de amparo constitucional que se le vulnera por parte de la Consejera de Estado Carmen Teresa Ortíz de Rodríguez su derecho de petición, porque no se le ha dado respuesta a las solicitudes de nulidad que propuso el 16 de mayo, 15 de septiembre y 15 de noviembre de 2011 respecto del proceso de tutela 2010-01398-01 del cual es ponente, en escritos visibles a folios 10 a 12.

Sobre el ejercicio de este derecho ante las autoridades judiciales la jurisprudencia  ha señalado que cuando se hace una petición respecto de un tema que es objeto de discusión, el juez para su decisión debe seguir el trámite procesal correspondiente, teniendo en cuenta lo pedido por las partes, las pruebas y la legislación pertinente; por lo que no le es aplicable el procedimiento de las solicitudes de petición del C.C.A.” (citado de la sentencia)

Igualmente señala el Consejo de Estado que el hecho ya fue superado, más allá de las discusiones jurídicas del caso, de modo que opera la figura de la carencia actual de objeto por hecho superado, visto que la decisión que se quería producir ya se había dado.

Finalmente, también aclara la corporación que si de por medio hay asuntos disciplinarios, ellos no son de competencia de la acción de tutela.

“Por último, la Sala pone de presente que la acción de tutela no tiene carácter sancionatorio pues su finalidad es la defensa de los derechos fundamentales, que en el caso se encuentran satisfechos, por lo que no se le da curso a la pretensión tercera de la solicitud de tutela. Si el interesado considera que existen aspectos por investigar desde el punto de vista disciplinario, puede interponer directamente las respectivas denuncias o quejas.” (citado de la sentencia)