Una discusión de empresas de telecomunicaciones sobre marcas que se habrían convertido en descripciones

Hay varios casos célebres de marcas que habrían entrado en el vocabulario popular para referirse a sustantivos comunes, como lo es la marca Kleenex, cercana a cumplir cien años, que en muchas partes sirve para identificar pañuelos desechables de papel de cualquier fabricante, aunque la compañía no ha renunciado a mantenerla. Aunque no es el único caso, pocos saben de un proceso del sector de telecomunicaciones, en el cual  se alegó que el término «DISCADO DIRECTO NACIONAL»  había entrado en la categoría de marca genérica, y que por lo tanto no podía ser registrada, como en efecto ocurrió en 1996 por parte de la entonces TELECOM. Más adelante, la resolución del caso fue demandada por la ETB . Es un caso interesante que permite reconocer la diferencia entre el hecho de que una expresión sea muy utilizada por el público a que no pueda ser registrada. En la sentencia advirtió el Consejo de Estado:

«MARCA GENERICA – No lo es DDN DISCADO DIRECTO NACIONAL / MARCA DESCRIPTIVA – No lo es DDN DISCADO DIRECTO / GENERICIDAD Y DESCRIPTIVIDAD DE LAS MARCAS – DDN difiere de la denominación legal Telefonía Básica  Conmutada de Larga Distancia

Considera la demandante que  la expresión en controversia carece del elemento distintividad, y es genérica y descriptiva, pues, en su criterio, la misma se utiliza en el comercio en  general y en el ramo de las comunicaciones para designar el servicio telefónico de DISCADO DIRECTO NACIONAL. Las anteriores pruebas llevan a concluir a la Sala que carece de fundamento  la afirmación de  que la marca en discusión no es distintiva para los servicios para los cuales fue otorgada, pues el servicio de comunicación sin la intervención de operadora es conocido en el comercio en general y en el de las comunicaciones como servicio automático, teniéndose, por lo tanto, que DISCADO DIRECTO NACIONAL es una expresión ideada por TELECOM. En cuanto a la pretendida generecidad y descriptividad, la Sala advierte que una cosa es que la expresión DDN haya calado de tal manera en el público en general que sea comúnmente utilizada por éste, y, otra muy distinta, que la misma describa los servicios que ampara, pues el servicio prestado, entre otros operadores, por la demandante,y para los cuales se les otorgó licencia, se denomina TELEFONíA  PíšBLICA BíSICA CONMUTADA DE LARGA DISTANCIA «“ TPBCLD. Visto que la marca cuyo registro fue concedido mediante la resolución acusada no encuadra dentro de las causales de irregistrabilidad  citadas por la actora, es procedente denegar las pretensiones de la demanda.» (CONSEJO DE ESTADO, SALA DE LO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO, SECCION PRIMERA, Consejera ponente: OLGA INES NAVARRETE BARRERO, 31  de enero  de 2.002, Radicación número: 11001-03-24-000-1999-5798-01(5798), Actor : EMPRESA DE TELECOMUNICACIONES DE SANTA FE DE BOGOTí S.A. E.S.P., Referencia: ACCION DE NULIDAD, ver sentencia)
 

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.